Google+ y la red de tarifas

Google+ nos sorprende con un diseño que mejora aspectos de usabilidad para las redes sociales. La facilidad de organizar grupos de contactos en círculos es la aportación más visible. Pero veamos que lleva consigo novedades que implementan cambios estructurales a la red, y que afectan directamente a la definición de red abierta.
A simple vista he pensado en tratar Google+ como otra plataforma más para la difusión, enlazando los post del blog o publicando enlaces a mi web personal. Después he probado de utilizar Google+ para intermediar los retweets, de modo que manteniendo el protocolo de twitter puedo provocar que todo aquello retwitteado pase inevitablemente por un enlace a mi perfil de Google+. Por ejemplo es el caso del enlace adjunto:

 

Para éste método entiendo a criterio de cada uno valerse sólo de los tweets comentados o aquellos ya retwitteados, y no de aquellos publicados directamente por el autor. Yo creo imprescindible escalar los datos dejando al final de la lectura los más importantes. Primeramente dispongo los#hashtag que creo añaden valor al tweet. Después un enlace que nos dirige a mi perfil de Google+, añadiendo la señal del RT: que especifica la dirección de origen. Y finalmente el tweet que originalmente ha generado la consulta. Pero además Google+ me permite comentar, y una vez cada post es comentado el perfil de Google+ supera la difusión para convertirse en plataforma de publicaciones.
Pero organizar los grupos de contacto me permite personalizar los post, según el perfil del destinatario. Y de nuevo, más cambios. La distribución de los post según perfiles me permite crear una parrilla de valor, según la relación entre post y perfil de destino. Acción que de hecho elimina la premisa de red abierta y transparente, permitiendo a la empresas rediseñar el control de sus datos y generar valor con ellos, para finalmente crear tarifas de precios. Una posibilidad que Facebook no logra proporcionar con igual eficacia, orientado como está desde el inicio a contactos individuales, organizados en grupos, pero finalmente siempre sujetos a un único flujo de datos. Y esa es otra de las novedades. Google+ nos permite consultas según la parrilla de valor que hayamos creado, de modo que podemos organizar diferentes flujos de datos. Algo que de nuevo permite diseñar los post según diferentes tarifas.
Hablar de tarifa de precios no significa inevitablemente concentración de capital o valor. Aspecto directamente asociado al viejo modelo que vemos languidecer, y creo queda definitivamente disuelto en una estructura que como ya he escrito considero fractaliza el viejo modelo de atomización. Veamos que estamos hablando de tarifas para los post de cada perfil. ¿Y qué mejor modelo podemos esperar de éste mundo?
Aquello que decimos o pensamos adquiere valor, a partir de la curiosidad o expectación generada maniobrando la relación entre post y perfil de destino. Pero evidentemente si hay una tarifa de algún modo hablamos de un pago. Y si bien el contacto, verte elegido, ya es una interrelación que genera valor y puede identificarse como un modo de pago a cambio, esta vez además, a diferencia de otras Social Media Google+ nos permite subdividir el followers value creando como hemos dicho tarifas que pueden significarse en mayor demanda. Ya que esta vez podemos integrar la curiosidad ante lo oculto, a un modelo de red que hasta ahora era transparente y por tanto diáfano. Esto encajaría con la descripción que aporté en mi ensayo del Threeinning System. Modelo de red sobre tres criterios de transparencia y que se estructura a partir de lo que llamé inmensionados, donde los datos alcanzan a generar una dimensión socioeconómica dentro la red.
Volviendo al modo de pago. Creo que estaremos hablando, ya dentro del nuevo Paradigma 2.0 de un traslado a la economía real del valor por datos de interés generados. Algo que nos recuerda al origen de la bolsa de valores creada a partir del modelo industrial. Pero esta vez hablaremos de una bolsa de valores por datos de interés generados, donde la concentración de capital donde hemos vivido a partir del control del valor, es sustituida por la apertura del valor según diversificación de intereses. El Open Earning que he propuesto para lo que llamo la Era de la Abundancia. Vivimos cambios profundos. Pasamos de la Era de la Escasez a la Era de la Abundancia. De la egolatría a la alteridad. De la autoridad a la empatía, del líder a la red. De la reliquia al Real Time.
¿Queréis aportar un comentario?

 

correujordiguell@gmail.com | @jordiguell | @paradigm20 | @procreativitat

http://www.jordiguell.com |

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s